2 de enero de 2010

2010

El 2009 ha quedado atrás, un año tan complicado, dramático, dificil y trágico para México; un año que al dejar atrás muchos nos sentimos contentos y deseamos que nunca se repita; sin embargo el panorama que tenemos por delante, resulta poco alentador.

2010 será en año de conmemoraciones: Bicentenario de la Independencia y Centenario de la Revolución. Pero estos sucesos no podemos llamarlos celebraciones, la situación social, economica y política del país poco ha mejorado. Las causas que dieron origen a la Independencia y a la Revolución siguen presentes en la sociedad y cada día más podemos percatarnos de ello.

La pobreza, la falta de empleo, la injusta recaudación fiscal, la elite política que maneja al pais a su antojo, la intromisión del Clero en asuntos estrictamente del Estado Mexicano, el enorme poder otorgado a la milicia y a las fuerzas policiacas; son solo unos cuantos ejemplos que demuestran como nos encontramos en situaciones similares al contexto de los acontecimientos que conmemoraremos este año.

Una revolución en este 2010 es sumamente factible, pero la pregunta sería ¿será una revolucion armada o un movimiento pacifico?

El Gobierno y la clase política necesitan urgentemente una sacudida que los haga percatarse de la situación que atraviesa el país y los saque del limbo en el que se encuentran, quiza como muchos comentarios que se han oido entre la sociedad solo por medio de la fuerza se podria hacer entrar en razón a estos grupo de poder.

Gente de México por la Democracia rechaza la afirmación anterior. México no soportaría un movimiento armado, todos y cada uno de los mexicanos sufririamos las consecuencias de una guerra civil que finalmente seria aplastada por la ejercito negro de Genaro García Luna o por las tropas de la milicia con apoyo de fuerzas armadas de potencias internacionales.

El cambio no se dará por medio de la armas, ejemplo de ello es que despues de la Indepencia y la Revolución la situacion cambio en lo más mínimo. Para restaurar a nuestra nación debemos actuar con inteligencia, México es mas grande que sus gobernantes.

2010 no será un año facil, será un año con más carestía, con menos empleo, con mas impuestos, con una contienda abierta y voraz por la Presidencia de la República, con proyectos de leyes que pueden destazar abiertamente la Constitución y nuestras garantias sociales.

En GMD impulsaremos una agenda concreta para luchar por la restauración de nuestra República, para combatir contra los monopolios economicos que mantienen en la miseria a millones de mexicanos, impulsaremos la creación de un Consejo Ciudadano a nivel nacional para que se escuche a todos y cada uno de los mexicanos, impulsaremos una mayor cooperación con la Unión Europea y con Centro y Sudamérica, presentaremos en Enero una reforma política en el Senado de la República que reduzca al presidencialismo mexicano y fortalezca al Congreso de la Unión y la ciudadanía; seguiremos impulsando el cambio de estrategia en el combate al crimen organizado que pocos resultados ha dado, continuaremos exigiendo la destitución inmediata de Genaro García Luna como titular de la SSP, seguiremos abogando por el respeto a la diversidad sexual así como el derecho de las mujeres a decidir.

Aún ante las adversidades que se presentarán en el transcurso del año, la unión entre todos nosotros es lo que podrá sacar adelante a México y liberar a nuestra Nación de las cadenas con las que nos tienen amarrados los grupos de poder.

Les deseamos a todos un buen año lleno de salud, prosperidad y felicidad; que aun con todas las adversidades que el año pueda traer logren sus propositos y tengan un año pleno sin complicaciones

Gente de México por la Democracia